Instrucción Hace 8 meses

Déjela dada con el pitch, por Jon Rahm

YO MANTENGO MI TÉCNICA alrededor de los greens lo más simple posible. Quizás ese sea el motivo por el que quedé segundo en el PGA Tour en approach y putt desde el rough – si bien no estoy seguro de que haber estado más de 100 veces en el rough alrededor de los greens sea una buena cosa. Aun así, es agradable saber que fallar el green no necesariamente significa que haya sacado el par – o incluso el birdie – fuera de juego. Mientras esté trabajando en su juego este invierno, mi consejo es que pase un poco más de tiempo en los golpes con el pitch. Le va a rendir frutos cuando su temporada de golf esté en pleno apogeo. Cada vez que sus rivales piensen que van a ganarle el hoyo porque están en el green y usted no, la dejará dada con el tiro de pitch y la meterá al menos para empatar. Los enloquecerá. Aquí le muestro cómo juego estos golpes.

¿CUÁNTO QUIEBRE?
Realmente no importa. No piense en ello y tan solo deje que la muñeca izquierda quiebre naturalmente a medida que lleva el palo hacia atrás con los hombros.

COLÓQUESE EN POSICIÓN
Siempre evalúe el asiento primero. Hay momentos en los que no puede pegar un pitch de manual y tiene que fabricar un golpe con su imaginación y toque. Pero cuando sí pueda jugar el pitch, preste atención a la posición de la bola y cómo prepara el golpe. Nunca juegue la bola demasiado adelantada porque no logrará un contacto neto. A mí me gusta en el centro o algo atrasada del centro de mi stance y la cara del palo – por lo general mi lob wedge – abierta levemente e inclinándose apenas un poco hacia el objetivo. También abra las caderas y los pies con respecto al objetivo y adopte un stance angosto. Para lograr un buen contacto consistentemente, necesita mover muy poco las piernas mientras hace el swing, por lo que tiene que preestablecer el finish con la parte inferior del cuerpo. Ese stance angosto le recuerda mantener la parte baja del cuerpo quieta para lograr un toque fino.

USE SU CUERPO
El swing tiene todo que ver con rotar los hombros hacia atrás y el pecho a través. Yo no pienso en mis manos. Obviamente es un tiro corto, por lo que la tendencia aquí es a desacelerar el palo a través del impacto por miedo a pegarle demasiado largo. Pero tiene que confiar en que una suave aceleración del pecho al volver y al ir hacia el objetivo es lo que le va a permitir al wedge deslizarse a lo largo del paso, llegando a la base apenas adelante de la bola. Cuando esté practicando preste atención a la inclinación de la vara. Necesita que esté bastante vertical cuando impacte la bola. De ese modo estará haciendo un uso total del diseño y loft del wedge. Si mantiene las manos libres de presión, el peso adelantado y el pecho moviéndose en el swing a través, su approach y putt será la estrella del día.