Protagonistas Hace 2 años

¿De un 11 a hoyo en 1? Esta es la tarjeta más alocada que alguna vez verá

El PGA Championship No. 99 produjo su cuota de grandes números en gran parte gracias a la “Milla Verde”, el último tramo de Quail Hollow (Hola, Jason Day). Pero eso no se compara con lo que pasó en otro torneo del PGA recientemente.

La semana anterior, el Coxmoore Golf Club de Inglaterra demostró ser una prueba dura, Matthew Fieldsend ganó el evento con -1 total en tres rondas. Pero fue el score realmente alucinante de alguien que no superó al corte, Oliver Smith, lo cual captó la atención después de que fuese compartido por el profesional del European Tour, Eddie Pepperell.


Esto puede haber llevado a la conversación más difícil post ronda con el coach que puedo imginar…

Veamos más detalladamente cual puede llegar a ser la tarjeta más disparatada en la historia del golf:

Como pueden ver, Smith empezó con un 9 en un par 4. Eso no es bueno. Pero increíblemente, después de una seguidilla de cinco birdies en 7 hoyos, llegó a -1 para su ronda en el décimo hoyo – y lo hizo con estilo con un hoyo-en-uno. Eso es realmente bueno.

Pero tres hoyos después del ace, Smith hizo un once. De nuevo, eso no fue bueno. O bien tuvo un lapso momentáneo en su swing o un carrito con bebidas apareció y celebro su hoyo-en-uno demasiado temprano. De ahi en adelante, Smith jugó sus últimos cinco hoyos de manera aburrida. Pepperell se preguntaba como Smith estaba manejando su inusual ronda y consiguió está respuesta de unos de los jugadores que lo acompañaban.

Cómo estaba durante la vuelta? Cómo era su estado mental? Había discusiones entre el grupo, o era puro silencio?

No hemos visto tres “1”‘s en una tarjeta tampoco. Bueno, excluyendo jugar con alguien capaz de golpear un 111. En cualquier caso, Oliver se fue con una gran historia – habiendo podido realizar una hazaña impresionante que haría deprimir a la mayoría de los golfistas de fin de semana. A pesar de necesitar 20 tiros para jugar dos hoyos, aún así rompió los 80.