Recomendados Hace 3 meses

Rory McIlroy cerró con 61 para ganar el Canadian Open por siete golpes

Rory McIlroy no dejó ninguna duda el domingo en el RBC Canadian Open, lanzando un 61 para ganar por siete golpes sobre Shane Lowry y Webb Simpson. A través de 14 hoyos, se ubicó en nueve bajo el par, necesitando solo dos birdies más en sus últimos cuatro hoyos para disparar 59. Un final de bogey-águila-bogey terminó no siendo suficiente para la historia, pero la victoria número 16 en su carrera fue todo lo que le importó a McIlroy.

“Simplemente increíble. Dije desde el principio que quería ser agresivo, jugué con tanta libertad ayer y solo quería seguir así hoy”, dijo McIlroy. “Empatado por el liderato al salir y jugar con esa libertad, me da mucha confianza. Obviamente, este es un gran torneo para ganar, estoy muy orgulloso de mí mismo, voy a tomar mucho de esto. Me siento emocionado para la próxima semana”.

Esta es la segunda victoria de McIlroy en la temporada, la primera en marzo en el Players. El siguiente paso es el US Open en Pebble Beach, donde McIlroy buscará terminar con una larga sequía de campeonatos mayores. Su último título, que fue el cuarto de su carrera, fue en el PGA de 2014 en Valhalla.

Brandt Snedeker y Matt Kuchar terminaron en un empate en el cuarto lugar, mientras que el canadiense Adam Hadwin terminó en el sexto puesto en solitario, lo que lo lleva al Open Championship en Royal Portrush. El otro puesto de clasificación fue para Graeme McDowell, quien enterró un putt de 30 pies para ganarse su lugar en el field.