Protagonistas Hace 2 meses

Woods: “Quiero ser capitán en juego en la Presidents”

Tiger Woods está en Pebble Beach esta semana para la excursión anual de tres días que organiza su fundación en la península de Monterrey. En Instagram, el ganador de 14 majors contestó preguntas y arrojó luz sobre lo sucedido en este año que termina y lo que está en su horizonte.

Uno de los temas fue su actuación, o la falta de ella, en la Ryder Cup, registrando cero puntos en cuatro partidos para los estadounidenses. Woods, que venía de un período emocional y físicamente agotador, coronado por su primera victoria en cinco años en el Tour Championship, citó lo cargado de su agenda como la raíz de estos problemas.

“Fue solo un efecto acumulativo de toda la temporada”, dijo Woods. “Estaba cansado porque no me había entrenado para jugar tanto golf, además de lidiar con el calor, la fatiga y la pérdida de peso”.

Aún así, la multitud pareció más interesada en su triunfo en East Lake, un momento del que Woods reconoció no se ha restablecido completamente. “Todavía lo estoy madurando, porque 80 es un número grande”, dijo Woods. “He ganado 80 veces en el PGA Tour. Eso es muy bonito. No ha sido fácil. Lo que lo confirma es el hecho de que tuve la oportunidad de enfrentar a Rory (McIlroy) cabeza a cabeza en el grupo final, y también Justin Rose, quien estaba empatado con Rory, un grupo por delante y se acababa de convertir en el jugador número 1 del mundo. Para obtener mi primera victoria en cinco años tuve que vencer a esos dos muchachos. Eso lo hace sentir aún más especial”.

En cuanto a lo que se avecina, Woods dijo que no está seguro de su calendario, excepto  su partido de exhibición de Acción de Gracias con Phil Mickelson y su torneo de caridad, el Hero World Challenge, en diciembre. Pero no parece estar en los planes de Woods la hibernación; Woods dijo que ya está ansioso por regresar a la búsqueda de los 18 Majores de Jack Nicklaus, comenzando en Augusta. Por otra parte, como capitán de los Estados Unidos para la Copa de Presidentes de 2019, Woods planea ponerlo todo en rojo, blanco y azul. “Dios, espero que sí”, dijo Woods, con respecto a la oportunidad. “Espero ser un capitán de juego, realmente lo deseo”.