Protagonistas Hace 3 meses

Poulter, Stenson, Garcia y Casey completan el equipo europeo de la Ryder como selecciones del capitán

Como siempre, cuando se trata de la política del Tour Europeo, Andrew (Chubby) Chandler dice lo correcto. En la víspera de que Thomas Bjorn anunciara las selecciones del capitán para el equipo europeo de la Ryder Cup, el ex jugador convertido en agente dijo: “Los capitanes de la Ryder Cup no toman riesgos”.

Y así lo demostró. Siguiendo el ejemplo de su colega estadounidense, Jim Furyk, Bjorn jugó a lo seguro con sus cuatro opciones cuando agregó al experimentado cuarteto de Paul Casey, Sergio García, Henrik Stenson e Ian Poulter. Ellos se unen a los ocho clasificados automáticos que ya están en marcha: Jon Rahm, Rory McIlroy, Tommy Fleetwood, Alex Noren, Justin Rose, Thorbjorn Olesen, Francesco Molinari y Tyrrell Hatton. Juntos, los cuatro comodines han acumulado 20 apariciones previas con los colores de Europa.

“Esto fue algo muy pensado”, insistió Bjorn. “Ha habido muchos muchachos que han tenido un buen rendimiento en Europa este año, lo que es una buena señal de dónde está el golf europeo. Pero eso significaba que tenía que pensar en varios jugadores. Por lo tanto, no ha sido lo más fácil. Por otro lado, ha sido un privilegio para mí tener tantas personas para elegir. Al final, tuve que tomar decisiones. Y sí, ayer hubo un par de personas decepcionadas en el teléfono”.

Al hacer su selección, Bjorn rechazó las chances de contendientes fuertes como Rafa Cabrera-Bello, Matt Wallace, Matt Fitzpatrick, Thomas Pieters y Russell Knox. Pero, con cinco novatos de la Ryder Cup en su lugar (Rahm, Fleetwood, Olesen, Noren y Hatton), quizás no fue una sorpresa que el danés fuera con cuatro veteranos con tanta experiencia en las presiones y la atmósfera que hacen que el torneo bienal sea tan especial. La historia muestra una tendencia. Escoger a novatos europeos de Ryder tiende a ser menos exitoso que seleccionar a aquellos que han jugado previamente.

En total, han sido 44 selecciones europeas desde 1979, cuando los jugadores continentales se unieron a los de Gran Bretaña e Irlanda. De ellos, 11 eran novatos, cuyas contribuciones sumaron hasta 15½ puntos de un posible 34. En contraste, los jugadores elegidos que han jugado previamente, contribuyeron con un total de 62 puntos de un total de 126 posibles.
Lo que no quiere decir que todos los capitanes de la Ryder Cup hubieran imitado la decisión de Bjorn. “El novato BS es increíble”, dijo un capitán anterior. “Siempre quise al hombre que está ansioso por jugar al golf. Quería al tipo que era entusiasta, frente a un veterano a quien no le importaba nada. Siempre pensé que un joven novato o no listo para jugar siempre iba a tener mejor rendimiento que un tipo mayor”.

Aun así, Bjorn estuvo claramente influenciado por la presencia de tantos novatos en su equipo, una nómina en la que los 12 jugadores se ubican dentro de los 40 mejores del mundo camino a Le Golf National fuera de París.

“Sí, tengo cinco novatos fantásticos en el equipo”, dijo. “Y sí, tengo experiencia en Rory, Justin y Francesco. Pero cinco novatos son muchos, y debes tener equilibrio dentro del equipo. Así que sentí que tenía que ir con experiencia, incluso si los novatos son novatos diferentes. Ellos son jugadores de clase mundial. Y todos vienen con logros que rara vez se ven en los novatos de la Ryder Cup (tienen 15 victorias acumuladas entre todos desde los últimos partidos de la Ryder, en 2016)”.

Dentro de esa filosofía, lo más parecido a una sorpresa fue la selección de García. El español de 38 años ha tenido dificultades con su juego casi desde que ganó el Masters 2017. García se ha fallado el corte en cada uno de los últimos cinco campeonatos importantes, ha caído al puesto 30 en el Ranking Mundial y no ha podido clasificarse para los playoffs de la Copa FedEx 2018 del PGA Tour.

Por otro lado, el récord de García en la Ryder Cup es comparable con los mejores. Desde que se convirtió en el jugador más joven en aparecer en la Ryder, con 19 años en 1999, el 14 veces campeón del Circuito Europeo ha acumulado 22½ puntos, solo 2½ por debajo del récord de todos los tiempos de Nick Faldo.

“Hay que mirar a Sergio de otra manera”, dijo Bjorn. “Él es el latido del corazón del equipo”. Entra en el vestuario y trae mucho. Todos los que lo han visto allí dicen lo mismo. No solo es un jugador fantástico, sino que mejora a todos los que lo rodean. Todos hablamos sobre lo bueno que es el vestuario del equipo europeo. Y Sergio es lo bueno de todo eso. Él es de lo que se trata el equipo europeo de la Copa Ryder”.