Instrucción Hace 6 meses

Péguele neto como Sergio, por Jim McLean

Sergio García es conocido por ser un pegador de bola excepcional, y la manera en que logra que la cabeza del palo se rezague detrás del movimiento de los brazos y el cuerpo en el downswing lo ayuda a pegarle neto. También podrá mejorar su swing por lo que voy a enseñarle cómo crearlo.

Si no está seguro de qué es el rezago, mire esta foto mía haciendo el downswing. Mis manos están a punto de pasar por encima de la pelota mientras la cabeza del palo tiene camino por recorrer antes del contacto. Dicho simplemente, la cabeza del palo se rezaga por detrás de los movimientos de mi cuerpo y mis brazos. Esto ayuda a que le palo se mueva más rápido cuando vale, a través de la zona de impacto. Es por eso que el rezago es tan valioso para pegar buenos golpes.

El problema es que muchos de los golfistas no comprenden cómo hacer esto. Hasta he escuchado a Sergio malinterpretar la fuente de su rezago pronunciado. Sergio dice que siente que está tirando del mango del palo hacia abajo como si estuviera “tirando la cadena.” Si bien esa puede ser la forma en que se siente, no es lo que está sucediendo realmente. No está aguantando la descarga del palo con sus manos. De hecho, tratar de crear rezago de esta manera suele resultar en errores importantes. Crea tensión y obliga a que las manos se den vuelta a último momento para tratar de cerrar la cara del palo. Sin eso, lo que viene es un shank.

“Mantenga el brazo delantero conectado con el cuerpo.”

Lo que Sergio está haciendo realmente para crear rezago es comenzar el downswing con el cuerpo. Tiene un swing que fluye libremente y pasa de backswing a downswing sin pausa con sus piernas y caderas antes de que sus brazos, manos y el palo hagan lo mismo. No está tirando hacia abajo, siente el tirón. Sus brazos apenas hacen algo más que caer a medida que el swing comienza a cambiar de dirección. De hecho, su brazo izquierdo se mantiene conectado con el torso en el downswing—ese es un movimiento clave.

Cuando la parte inferior del cuerpo comienza el downswing y los brazos y manos se mantienen relajados, usted creará rezago. El contragiro de la parte inferior del cuerpo hacia el objetivo impulsa inicialmente el movimiento de los brazos – como lo hace Sergio. El palo eventualmente alcanza y pasa al cuerpo, pero sucede mucho más cerca del impacto (arriba). Y cuanto más cerca suceda, más será el potencial para comprimir la pelota. Es por eso que el rezago es tan valioso. Incluso cuando usted no encuentra el centro de la cara del palo, todavía tendrá el potencial para pegar un golpe descendente debido a la energía que usted descarga hacia la pelota.

Otra manera de entender el rezago es pensar en el movimiento creado cuando se pinta una pared. Cuando su mano se mueve hacia atrás y hacia adelante sosteniendo el pincel, ¿qué están haciendo las cerdas? Están rezagadas atrás. Este movimiento es similar al que usted debería sentir en sus manos si rezaga correctamente la cabeza del palo. Tengo un ejercicio que incorpora este movimiento (derecha).

Recuerde, el rezago es una faceta clave del swing de golf. Solo evite lograrlo tirando hacia abajo del mango. Permita que la parte inferior del cuerpo lidere el downswing el cual ubicará a la cabeza del palo en una posición atrasada. Haga eso y le pegará neto como Sergio.

JIM MCLEAN, profesional instructor de Golf Digest tiene su base en The Biltmore en Coral Gables, Florida


Aprendiendo el rezago
Uno de mis mentores, el difunto Ken Venturi, sugirió esta gran analogía para hacer que los golfistas entendieran como rezagar el palo. Es como el movimiento que hacen sus manos cuando está pintando una pared. Sin importar la dirección hacia la cual vayan sus manos, el pincel también lo hace, pero rezagado. Esa es la clave. Para aplicar este concepto cuando está practicando el swing de golf, tome el address. Mientras empieza el backswing, permita que sus manos y el mango del palo se muevan alejándose del objetivo antes de que lo haga la cabeza del palo (abajo izquierda). Sienta que la cabeza está rezagándose detrás del movimiento de sus manos. Luego, mientras llega al tope y empieza a volver, permita que las manos y el mango se muevan antes de que la cabeza del palo cambie de dirección – como una mano de pintura con el pincel. Dos pensamientos más del downswing para crear un rezago apropiado: (1) Siempre empiece a volver con la parte inferior del cuerpo; el pie delantero presionando el suelo y las caderas contragirando hacia el objetivo. (2) Mantenga el brazo delantero conectado con el pecho. Sienta que las manos están siendo empujadas hacia el impacto por la rotación del cuerpo.