Recomendados Hace 2 semanas

Murió buceando en busca de pelotas de golf y su jefe fue a prisión

El directivo de una compañía dedicada a la recuperación de pelotas fue sentenciado a prisión después de declararse culpable en un accidente que involucró la muerte de un empleado.

Según BBC News, Dale Pike recibió 32 meses de prisión por homicidio involuntario por un caso de negligencia luego de la muerte de Gareth Pugh en febrero de 2016. Pugh, de 29 años, estaba empleado con la tarea de bucear y recuperar pelotas de golf en el Peterstone Lakes Golf Club en Gales cuando murió ahogado.

Pike, de 25 años, es el dueño de Boss Golf Balls, una compañía que vende pelotas recuperadas y renovadas. Pero en vez de contratar buceadores profesionales por U$1.300 por día, Pike le pagaba a Pugh aproximadamente U$50 por día. Una investigación de salud y seguridad encontró 16 violaciones de protocolo.

Pike supervisaba el buceo, pero con un brazo enyesado, era de poca ayuda. Pugh, un tipo a quien se lo describía como alguien con “problemas de aprendizaje,” fue sacado eventualmente del agua – la cual tenía solo 2 metros y medio de profundidad – con una bolsa que contenía 341 pelotas.

“Dale Pike se quedo a un lado y miró mientras Gareth se sumergía en el agua sabiendo que las regulaciones de seguridad estaban siendo violadas. Su engaño e insensibilidad resultó en la muerte de Gareth”. Iwan Jekins del Crown Prosecution Service dijo. “Había evidencia clara que Pike había hecho consultas con buceadores profesionales acerca del costo de esta actividad pero decidió no utilizar sus servicios, en vez de eso, mintió al afirmarle al club de golf que era un buceador comercial capacitado y contaba con su propio equipo”.