Recomendados Hace 2 semanas

Los primeros pasos en este nuevo fairway

En los últimos años, he perseguido con mucha determinación un ambicioso objetivo, lograr que usted pueda jugar o enseñar un Golf Simple y Eficiente. He tenido la suerte de trabajar con jugadores de todos los niveles y edades, tanto en Clubes como Federaciones o en la tarea de formación y Capacitación de profesores, y siempre sentí que los modelos rígidos que la enseñanza tradicional proponía no eran precisamente ni simples ni eficientes. Entonces me surgió la primera pregunta, ¿qué hace complejo y poco eficiente ese tipo de enseñanza? Hagamos un poco de historia.

En las décadas finales del 1800, ya se habían empezado a escribir libros de técnica del swing de golf, y también se comenzaban a observar las imágenes de un profesor detrás de un alumno atento a lo que este realizaba. Desde ese momento y hasta no hace muchos años, se han hecho grandes esfuerzos, incluso con aportes de la ciencia y la tecnología, en encontrar los secretos del swing perfecto. Se han desarrollado decenas de diferentes teorías sobre eso, seccionando en partes muy chiquitas cada eslabón del movimiento, sugiriendo cómo debía estar cada músculo de nuestro cuerpo en ese momento. Seguramente estará de acuerdo conmigo en afirmar que tradicionalmente hemos intentando corregir un swing casi la mayor parte de nuestro tiempo de práctica, siendo él responsable de nuestros aciertos y errores. Ahora piense por un instante, si apareciera frente a usted el genio de la lámpara y le concediera la posibilidad de pedirle lo que usted desee para convertirse en un mejor jugador de golf ¿qué le pediría? ¿sólo un mejor swing? Seguramente la lista de deseos que entregaría sería más larga y detallada que eso, ¿verdad? Pero fíjese que este genio, luego de leer su lista, accede a concederle sólo aquellos pedidos en los cuales usted ha estada practicando o intentando mejorar en el último tiempo. ¿Cuántos deseos han quedado fuera de la lista?

Este simple relato, es una manera didáctica de mostrarle que el swing de golf ha sido puesto en un rol principal por la enseñanza tradicional durante muchos años, transmitiéndolo por inercia a cada nuevo instructor o jugador, predeterminando qué es lo importante y prioritario, y dejando en roles secundarios al jugador como persona, su individualidad, como así también su capacidad y habilidad para jugar al golf.

Teniendo este punto de partida, fui desarrollando metodologías diferentes junto a un equipo integral que me acompaña, para transmitir a cada alumno que llega a nuestras Academias. Puedo mencionarle que nuestros pilares son:

– Usted como jugador es una persona compuesta por tres áreas claves: cuerpo, mente y habilidades motrices. La interrelación de esas áreas define su performance, entendida como la capacidad que tiene de enfrentar y resolver todo lo que sucede durante una vuelta de juego, es objetiva y podemos medirla. Si es mesurable, podemos compararla con otras referencias y saber exactamente qué parte debemos entrenar para mejorar.
– Usted es el creador de su propio estilo, su esencia, sus fortalezas y debilidades, lo que nosotros llamamos ‘’Mi Golf’’. Ayudamos a que desarrolle ese autoconocimiento, evitando forzar cambios sólo porque no encaja en modelos rígidos predefinidos. Nosotros debemos favorecer que esa esencia, ese adn propio de usted no solo permanezca, sino que se desarrolle y mejore día a día su performance.
– La práctica debe ser funcional. En una farmacia todos los remedios que se venden hacen bien y curan, pero no necesariamente usted debe comprarlos todos. En su práctica sucede algo similar, hay muchas cosas buenas pero hay que ser funcional y determinar cuál es la mejor para usted, en éste momento y en ese tiempo que tiene para entrenar. Por eso el entrenamiento funcional a su performance es la clave de esa optimización.

Con esta primera entrega quería abrir la puerta hacia un nuevo camino, una manera diferente de ver el golf y su manera de abordarlo. Lo invito a las futuras entregas para que juntos vayamos desarrollando su propio estilo, de manera Simple y Eficiente.

Andrés Gotta es Instructor Golf Digest, dueño de Andres Gotta Golf y posee diversas academias en Argentina.