Recomendados Hace 1 año

Liberty National, a la altura de la Presidents Cup

Presidents

LA PUNTA SUR DE MANHATTAN Y LA ESTATUA DE LA LIBERTAD ENCUADRAN EL CLUBHOUSE DE LIBERTY NATIONAL Y LO QUE JUGARÁ COMO EL GREEN DEL 14.

LIBERTY NATIONAL, QUE SUPO SER UN LUGAR DE TIERRAS CONTAMINADAS RECUPERADAS Y BLANCO DE CHISTES, ESTÁ LISTA PARA LA PRESIDENTS CUP

Liberty National Golf Club es una inspiración al haber pasado de ser un pozo negro contaminado y luego limpiado por una ley federal a ser el escenario de la Presidents Cup, pero ha sido encadenado a un pobre debut nacional. Como sede del The Barclays en 2009, el trazado de Jersey City, N.J., fue dilapidado por los pros y la prensa. Su arquitectura, por Bob Cupp y Tom Kite, a la vez sutil y distinguida, buscando ser provocadora de estrategias, no fue absorbida fácilmente. Un hoyo recompensa la distancia, otro la precisión. Uno hace hincapié en el juego de recuperación, otro en jugar el putt desde fuera del green. Pero en 2009, lo que se vio mayormente fue una cancha de 7.400 yardas con greens pequeños y ráfagas de viento de la Bahía de Nueva York, así que los pulgares se bajaron luego de la primera vuelta.

Algunos de los participantes lo tomaron como objeto de bromas. “Tal vez Tom construyó esta cancha antes de su cirugía de los ojos,” dijo Tiger Woods.
“Arruinaron una zona de tierra ganada,” dijo un caddie no identificado, canalizando la crítica que Dave Hill hiciera de Hazeltine National en el U.S. Open 1970.

El nadir se alcanzó unos pocos meses más tarde cuando nuestra publicación hermana, Golf World, reveló los resultados de una encuesta hecha anónimamente a pros del tour donde debían ranquear las canchas que habían jugado ese año. Liberty National fue elegida como la menos favorita y luego renombrada como la peor cancha en el Tour.

Irónicamente Cupp, quien falleció el año pasado, y Kite consideraron a Liberty National como uno de sus mayores logros. A Kite le habían hablado del lugar en 1992, poco tiempo después de que ganara el U.S. Open en Pebble Beach. Trajo consigo a Cupp, con quien se había asociado en diseños anteriores, para que viera la propiedad con él. Lo que vieron fue horrible. Kite lo describió como “chato como una mesa. Feo, maltratado, abusado.”

LOS DIENTES ESTARÁN PRESENTES, PERO NO SE HUNDIRÁN TAN PROFUNDAMENTE EN TU PIEL.’

Había sido una terminal de petróleo dentro de la bahía por casi un siglo, el suelo estaba filtrado con petróleo, plomo, berilio y PCB tóxico. En la década del 50 había sido un depósito de municiones. “Estábamos seguros que cualquier parodia conocida por el hombre estaba en esta propiedad,” dijo Cupp.

El costo de la limpieza fue absorbido por los contribuyentes y el emprendedor podría construir una cancha de golf sobre el lugar asumiendo el costo, bajo normas estrictas. En años recientes, el costo de Liberty National ha sido unos $250 millones. Casi el 90 por ciento de esa cifra fueron costos de limpieza según la Ley Federal Superfund.

Después de doce años de temas regulatorios, la cancha finalmente fue construida, fabricada como una gigante torta en capas, tapando la primera de ellas con tela y arcilla impermeable, luego tierra, luego arena, guiando los hoyos para asegurarse de que ningún caño o raíz de árbol fueran a romper jamás la capa contaminada. Se llevaron seis millones de yardas cúbicas de tierra y arena, 200 camiones cargados por día durante dos años.

Presidents

EL RECORRIDO DE LA CANCHA FUE MODIFICADO PARA LA PRESIDENTS CUP.

El trazado abrió en 2006. “Todo es 100 por ciento creado,” dijo Kite en su momento. “La moda ahora en diseño de canchas es que sean minimalistas. Esta está a años luz del otro lado del espectro.”

Kite y Cupp estaban orgullosos de su concepto. Los hoyos cercanos a la bahía son tipo links, con pastos altos y ondeantes de festuca bordeando los fairways zigzagueantes de bentgrass. Alejados de la costa, el motivo cambia hacia el Central Park, con un rough profuso e inmaculado y 5,000 robles, arces y perennes trasplantados y completamente crecidos. Diseñaron el green de un par tres parecido al difícil green del hoyo 3 de Augusta National; otro parecido a un green de Donald Ross en Pinehurst. Dirigieron los hoyos más largos hacia el viento en contra, para que siempre fueran largos. Dos hoyos fueron alineados deliberadamente con la Estatua de la Libertad, que está en frente. También puede verse desde varios hoyos más.

No les gustó que Golf World la calificara como la peor cancha en el Tour. Tampoco le gustó al propietario, Paul Fireman (de fama y fortuna Reebok), ni al PGA Tour, que había contratado otro Barclays en 2013. Así que en el 2010 la cancha fue remodelada por los servicios de diseño del PGA Tour encabezado por el arquitecto Steve Wenzloff.

Los medios tomaron eso como afirmación de sus condenas previas y reportaron alegremente que se habían llevado a cabo 74 cambios al diseño original de Liberty National. Esto era técnicamente correcto, pero la mayoría de los cambios eran insignificantes: una loma de green suavizada, un camino de carros movido, una línea de corte de un fairway re contorneada. Tres greens fueron reconstruidos totalmente para disminuir la severidad de sus lomas, y otros nueve vieron suavizados sus contornos. Se agregaron dos cross bunkers nuevos y se eliminaron seis; cosas que están lejos de ser un rediseño mayoritario.

Kite y Cupp fueron consultados antes de la renovación, ofrecieron sus opiniones y participaron ávidamente. Wenzloff informó que Cupp hasta había realizado todos los dibujos de la construcción.

Si bien no se informó abiertamente, la mayoría de los jugadores dieron opiniones favorables de la “nueva y mejorada” Liberty National en el Barclays 2013, llamándola mucho más receptiva en gran parte debido a que si bien los roughs de festuca alta se conservaron, el primer corte de rough de bluegrass fue cortado bajo, permitiéndole a los jugadores pegar algún golpe hacia la pelota en vez de pegar un hachazo para sacarla a buena. “Los dientes todavía estarán presentes,” dijo Wenzloff, “pero no se hundirán tan profundamente en tu piel.”

RECORRIDO ALTERADO
Con el PGA Tour una vez más dirigiendo el show para la Presidents Cup desde el 28 de septiembre hasta el 1ro de octubre, se espera que la preparación de la cancha sea parecida a lo que se usó en The Barclays hace cuatro años, con una excepción importante. El recorrido se alterará, un proceso que parece de rigor en los eventos match play de la era moderna, desde las sedes de Copas Presidentes previas en Robert Trent Jones Golf Club y TPC Harding Park a la última sede de la Copa Ryder el año pasado, Hazeltine National.

En Liberty National, los jugadores utilizarán el punto más al sur de la cancha de práctica de 400 yardas de largo, en una plataforma de “enseñanza del golf” menos expansiva que puede albergar a la menor cantidad de jugadores. Desde allí, los jugadores estarán mirando directamente a los rascacielos de Manhattan, tal vez un empuje psicológico para el equipo de los Estados Unidos.

Presidents

VISTA AÉREA DEL GREEN DEL 7 Y EL FAIRWAY DEL HOYO 6.

Desde ese tee de práctica se está a unos pocos pasos del tee de atrás del hoyo 5, el cual será el primer hoyo en la Presidents Cup. El hoyo 6 será el segundo hoyo y así sucesivamente. Los oficiales quieren hacernos creer que la reasignación de los hoyos fue hecha para asegurarse de que los hoyos finales normales (todos muy escénicos y dramáticos) sean jugados por la mayoría de los partidos, pero en realidad se aseguran de que las carpas corporativas lucrativas ubicadas alrededor de esos hoyos puedan ver toda la acción.

El hoyo final será el hoyo 14 y los cuatro finales habituales serán el hoyo uno al cuatro, una seguidilla interesante de dos pares 4 de menos de 400 yardas y dos pares 3, ninguno de los cuales fueron tocados en la renovación de 2010. Son cosas para un calendario de arte. El hoyo 16 es un par 3 que apunta directamente a la Srta. Libertad, si bien la vista estará bloqueada por gradas o carpas. El par 3 del 18 (con un green que es igual al tercero de Augusta) enfrenta los rascacielos de Manhattan que son visibles desde la cancha de práctica, con los espectadores parados sobre las lomas detrás del tee del fondo que tendrán una mejor vista que los jugadores parados abajo.

Si bien el arroyo y el lago que bordean el par 4 del hoyo 15 podrían descarrilar a algunos, los hoyos finales serán cuatro hoyos potenciales de birdie, bien diferente al diseño original de Cupp y Kite que tenía dos pares 4 seguidos y difíciles. Por supuesto que ellos tenían en mente eventos por golpes. La Presidents Cup es hombre contra hombre. Esperemos que la mayoría de los partidos lleguen a esta parte glorioso, donde las arenas son mucho más íntimas y los festejos podrían escucharse en Wall Street.


DOMINIO DE ESTADOS UNIDOS
▶ El equipo de los EE.UU. está 9-1-1 en la Presidents Cup, ganando las últimas seis competencias después de un empate en 2003:
1994 USA 20, Internacionales 12 Robert Trent Jones G.C.
1996 USA 16½, Internacionales 15½ Robert Trent Jones G.C.
1998 Internacionales 20½, USA 11½ Royal Melbourne G.C.
2000 USA 21½, Internacionales 10½ Robert Trent Jones G.C.
2003 USA 17, Internacionales 17 The Links At Fancourt (S. África)
2005 USA 18½, Internacionales 15½ Robert Trent Jones G.C.
2007 USA 19½, Internacionales 14½ Royal Montreal G.C.
2009 USA 19½, Internacionales 14½ Harding Park
2011 USA 19, Internacionales 15 Royal Melbourne G.C.
2013 USA 18½, Internacionales 15½ Muirfield Village G.C.
2015 USA 15½, Internacionales 14½ Jack Nicklaus G.C. (South Corea)