Protagonistas Hace 10 meses

Dustin y su típica reacción sobre la posibilidad de ceder el 1° del ranking mundial

Dustin Johnson no suele enroscarse con cosas pequeñas. ¿Pero qué hay de cosas relativamente grandes – como perder su primer puesto en el ranking mundial?

Bueno, eso parece tampoco molestarlo demasiado.

Jugando en el AT&T Pebble Beach Pro-Am de esta semana, su primer evento del PGA Tour desde su aparición en el Sentry Tournament of Champions del mes pasado, Johnson puede perder el primer puesto del ranking mundial, según los reportes, si termina peor que 45° y el No. 2 del mundo, Jon Rahm, gana en el Monterey Peninsula. Pero si Johnson estaba preocupado por eso, lo escondió muy bien durante su conferencia de prensa en la previa al torneo.

“Es decir, es simplemente como es,” Johnson dijo. “Si me supera, me supera.”

Bueno, entonces. Genial.

Quizás la postura relajada surge del hecho de que es difícil imaginarlo terminando mal en Pebble, dado sus previas experiencias en el AT&T. Dos veces ha ganado el título Johnson (2009 y 2010) y en 10 comienzos tiene siete top 10 finales y solo una ocasión donde no superó el corte.

Más al punto, Johnson se siente confiado acerca de su propio juego, en especial después de su desempeño en Hawaii. (También terminó T-9 mientras jugaba en el evento del European Tour en Abu Dhabi). Recientemente, también visitó a su profesor de swing, Butch Harmon, en Las Vegas para ajustar su swing mientras se prepara para una serie de eventos que incluyen defender sus títulos en el Genesis Open de la semana que viene en Riviera y el WGC-Mexico Championship del mes que viene.

En definitiva, Johnson sabe que los números del ranking realmente están bajo su propio control.

“Si sigo jugando bien, y sigo ganando, seguiré siendo el No. 1…  Si sigo jugando como lo estoy haciendo, y como debería, entonces sí, seguiré ahí hasta fin de año.”

Tranquilo.