Recomendados Hace 1 año

¿Año perdido para Tiger?

tigerDos días después de haber tirado pelotas por primera vez en público en dos meses, Tiger Woods anunció que acaba de tener otra cirugía en la espalda. Se espera que el campeón de 14 majors no juegue el resto de la temporada.

“La cirugía salió bien. Me siento optimista de que esto va a ayudar a solucionar mis espasmos y dolor en la espalda”, dijo Woods en una declaración en su sitio web. “Espero sanar pronto para poder llevar una vida normal, poder jugar con mis chicos, volver a competir y por sobre todo vivir sin este dolor que estuve combatiendo tanto tiempo”. Esta es la cuarta operación a la que se somete Woods. La primera había sido antes del Masters de 2014, y después tuvo dos más en el otoño de 2015.

La declaración también mencionaba que los pacientes típicamente retoman la actividad en seis meses. Eso implicaría que Woods, de 41 años, volvería al ruedo a fines de octubre, cuando arranque la nueva temporada del PGA Tour.

“Se podía seguir con tratamientos cortoplacistas, pero si él quería llevar una vida activa, saludable, lo recomendado era hacer esto. El doctor está muy satisfecho con el resultado”, dijo Mark Steinberg, agente de Woods, a ESPN. “Tiger siente que se le sacó un peso de la espalda y ve esto como el camino a la recuperación.”

Woods se perdió la temporada entera del 2015-2016 PGA Tour, pero volvió para terminar T – 15 (de 18 jugadores) en el Hero World Challenge de diciembre. Empezó el 2017 con el anuncio de una ambiciosa agenda que incluía cuatro torneos en cinco semanas. Terminó jugando solo dos, un cut errado en el Farmers Insurance y una WD por espasmos en la espalda en el Dubai Desert Classic. Después tuvo que retirarse de los otros dos eventos programados: el Genesis Open y el Honda Classic. Incluso tuvo que cancelar la conferencia de prensa previa al torneo que iba a dar en el Riviera por ordenes del medico.

Hubo rumores de que Woods volvería para el Masters de 2017, pero se retiró oficialmente el viernes anterior, alegando que “no estaba listo para el torneo”. Era la tercera vez en cuatro años que Woods no jugó en el primer gran campeonato de la temporada.

Durante la semana del Masters, el analista de Golf Channel y amigo de Woods, Notah Begay dijo que esperaba que el golfista volviera a la competencia en mayo, después del Players Championship. Pero ni Woods ni su agente dieron información alguna sobre cuándo sería su próximo torneo.

El martes Woods apareció en Big Cedar Lodge para anunciar su nuevo diseño de campo de golf. Hizo dos tiros en el hoyo 19, de 100 yardas, de los cuales erró en el primero, provocando aplausos de aliento antes de su segundo intento.

Las otras apariciones públicas en los últimos meses giraron en torno al lanzamiento de su libro, The 1997 Masters: My story. Woods fue a varios shows y firmó algunos ejemplares en Nueva York.

Después de su última operación, Woods descansará por unas semanas antes de comenzar terapia y tratamiento de recuperación.

“Me gustaría agradecerle a todos los fans por mantenerse en contacto”, dijo Woods. “El apoyo que recibí nunca bajó de intensidad, y eso realmente ayuda.”